Por qué es esencial que los transitarios digitalicen sus operaciones

Porque los freight forwarders tienen que digitalizar

Durante 2017, el mercado global de los servicios transitarios creció un 8%, el mayor aumento registrado en el sector desde 2010. El año pasado, la industria logística global también alcanzó la cifra de 4,8 billones de dólares (4,23 billones de euros). Según BIFA, la asociación de transitarios de Reino Unido, el mercado global de los servicios transitarios creció un 4,9% en la primera mitad de 2018. Dentro de este periodo, los servicios transitarios para el transporte aéreo experimentaron un aumento del 5,3%, mientras que los dedicados al transporte marítimo crecieron en un 4,3%. Como pieza intermediaria en el proceso de envío de mercancías, los transitarios son un elemento central en un sector que mantiene, literalmente, a flote la economía global.

Los transitarios son actores clave en el ámbito de la logística internacional. En Reino Unido, por ejemplo, casi todas las empresas que se dedican al comercio internacional trabajan por lo general con uno o más transitarios que actúan como intermediarios entre ellas y las empresas de transporte (transportistas). Los transitarios no solo facilitan los flujos comerciales entre empresas internacionales; también se hacen cargo de todos los problemas operativos y documentales relacionados con el comercio internacional. Su trabajo consiste básicamente en garantizar a sus clientes el mejor servicio posible de envío de mercancías. Para ello, ofrecen un alto grado de especialización en la materia, una red global de oficinas y agentes, además de elementos cruciales para la cadena logística como almacenes, especialmente en el caso de los grandes transitarios. Su actividad es uno de los nodos principales de la red global de operaciones logísticas: los clientes recurren a los transitarios, que a su vez trabajan con operadores locales (empresas transportistas) tanto en la primera fase del envío como para el transporte de las mercancías hasta su destino final.

Según muestran las cifras del último ranking de las empresas transitarias más importantes de todo el mundo, las más importantes siguen encontrándose en Europa occidental (Suiza, Alemania, Países Bajos y Francia), Estados Unidos y las economías asiáticas más desarrolladas (China, Hong Kong y Japón). Entre los que siguen dominando el mercado, se encuentran: Kuehne + Nagel (Suiza), DHL Group (Alemania), DB Schenker Logistics (Alemania), GEODIS (Francia), Panalpina (Suiza), DSV (Dinamarca), Bolloré Logistics (Francia), Expeditors (Estados Unidos), Nippon Express (Japón) y CEVA Logistics (Reino Unido). En España, concretamente, los cinco mayores transitarios son Iberia Líneas Aéreas de España Sociedad Anónima Operadora, Kuehne & Nagel, DHL Spain, XPO Transport Solutions Spain y Compañía Trasmediterránea. En el siguiente gráfico, se puede ver con más detalle la actividad de estas empresas en el mercado español:

Freight forwarders más importantes de España

Digitalizarse: un paso imprescindible

Aunque la logística tiene un peso fundamental en la economía, sus procesos operativos básicos no han cambiado mucho desde la década de los 50 y 60. Los transitarios siguen coordinando la cadena de suministro global mediante un registro documental físico, en el que, aunque parezca increíble, el fax es el documento estrella. Los transitarios llevan a cabo actividades manuales con documentación impresa que les hacen desperdiciar mucho tiempo y dinero. Deben realizar un gran volumen de operaciones y procesos relacionados con la documentación, además de otras actividades operativas (a menudo manuales) necesarias para efectuar el seguimiento y la trazabilidad de la carga. Según IATA, cada envío aéreo puede suponer hasta 30 documentos en papel, lo que implica que cada año se generen alrededor de 7800 toneladas de documentos impresos. Por ello, no sorprende que la ONU estime que el tiempo que conlleva la exportación de mercancías podría reducirse hasta en un 44% (y el coste asociado a las mismas, hasta en un 31%) si se digitalizaran todos los documentos administrativos comerciales de la región Asia-Pacífico. De hecho, digitalizar algunas de las actividades realizadas por los transitarios podría tener un enorme impacto a escala internacional.

Ante el escenario cambiante de la logística global, los transitarios también ven menguar rápidamente sus márgenes de beneficios debido a procesos innecesariamente ineficientes. La tendencia hacia la digitalización afecta a todo el mercado: los tenders se acortan, los presupuestos con precios al contado son cada vez más habituales, las expectativas de los clientes cada vez son más exigentes y la competencia en las ventas por internet entre una gran variedad de transportistas complica la actividad de los transitarios. Por ello, no es de extrañar que más del 50% de los profesionales de la logística coincidan en que el transporte marítimo de mercancías resulta cada vez menos rentable y que aproximadamente el 40% opine lo mismo del transporte aéreo. La digitalización se plantea en consecuencia como la única vía de la que disponen estas empresas para hacer frente a las crecientes dificultades que representa el mercado digital. Technavio así lo afirma en el informe que elaboró en 2017 sobre el ahorro que podría traer la digitalización del transporte de mercancías, en el que estimaba que la optimización de la eficiencia operativa y un mayor grado de satisfacción alcanzados gracias a la digitalización podría conllevar una reducción de costes del 12% para los transitarios. Y es que por algo dicen aquello de que «si no puedes vencerlos, únete a ellos».

Infografía de la digitalización del transporte aéreo

Las propias empresas transitarias son conscientes de que las prácticas que llevan a cabo están obsoletas. Según el Global Freight Forwarding 2017 Report (informe sobre los servicios transitarios globales de 2017), elaborado por el think tank con sede en Londres Transport Intelligence (Ti), el 58% de los entrevistados en un estudio afirmó que consideraba las plataformas digitales de transporte de mercancías como una oportunidad para los transitarios tradicionales. Un informe publicado en 2012 por The Economist también revelaba que el 86% de los profesionales senior del sector logístico ven la tecnología como la principal herramienta para lidiar con las pérdidas de beneficios en el futuro. De hecho, en 2017 y 2018 algunos de los principales transitarios dieron el paso de ofrecer sus servicios en plataformas digitales, y lo hicieron por un buen motivo. Para transportar mercancías desde el punto de origen hasta el lugar de destino es necesario que intervengan numerosos elementos diferentes, como encontrar el mejor medio de transporte disponible, gestionar la documentación, supervisar el seguimiento y la trazabilidad, entre otras muchas cuestiones. Por ello, soluciones digitales como las plataformas que usan tecnologías en la nube ofrecen a un sector que genera un gran volumen de documentación impresa la posibilidad de reducir costes y aumentar su productividad de forma significativa.

Mayor capacidad y fiabilidad

Tradicionalmente, los transitarios han recurrido frecuentemente a flotas permanentes en sus instalaciones debido a problemas de capacidad que amenazaban la calidad de su servicio y el prestigio de sus clientes. Gracias a una red de proveedores de transporte que no deja de ampliarse y a la automatización de los procesos de envío y planificación de rutas, Ontruck plantea una alternativa que se presenta como una solución ante los problemas de capacidad tradicionales, ya que da acceso a una gran red de transportistas de confianza. Esta opción permite que los transitarios dependan en menor medida de flotas permanentes, no solo ayudándoles a reducir el número de vehículos necesarios, sino también evitando que tengan que recurrir a la subcontratación o a aumentar su flota a medida que crece su volumen de actividad.

Transitarios con mayor capacidad de reacción

Las herramientas digitales permiten a los transitarios adoptar un enfoque más proactivo a la hora de solucionar posibles problemas y responder a sus clientes. Servicios como Ontruck combinan equipos operativos y avisos programados mediante la tecnología para resolver imprevistos antes de que estos se produzcan y notificar a los clientes con antelación si una carga va a llegar con retraso a su destino. Los transitarios que necesiten recurrir a un proveedor de soluciones digitales para realizar numerosos envíos también pueden beneficiarse de análisis de datos e información extraída de ellos con los que ayudar a sus agentes a tomar mejores decisiones informadas. Estos datos clave sobre su actividad también pueden servirles para identificar elementos que pueden mejorar en el futuro. Por ejemplo, a través de Ontruck, los transitarios pueden hacer un seguimiento de la evolución de su actividad mediante indicadores como el ratio de éxito, el ratio de entregas realizadas a tiempo, el coste por kilómetro y el porcentaje de incidentes en la recogida y la entrega.

Reducir las dificultades operativas

Reducir las dificultades operativas

Procesos operativos como la elaboración de presupuestos, las actividades de seguimiento y trazabilidad y la gestión de los albaranes de entrega consumen mucho tiempo y conllevan un gasto significativo. Las herramientas digitales que utilizan el internet de las cosas y la inteligencia artificial, entre otras tecnologías, permiten hacer un seguimiento en tiempo real de paquetes, contenedores completos, cajas y palets, lo que reduce considerablemente el tiempo empleado en gestionar la carga de forma manual y facilita a las partes que intervienen en el proceso conocer fácilmente la ubicación de la mercancía a través de una plataforma común. Las plataformas digitales, por ejemplo, ofrecen a las empresas la posibilidad de analizar al instante un amplio abanico de datos relacionados con los precios y las reservas, lo que les permite consultar precios fiables y completar su reserva en tan solo unos clics. Todo esto reduce los recursos destinados a tareas sin valor añadido que no tienen un peso fundamental en los procesos y contribuye a que los empleados puedan concentrarse en tareas más importantes que no puedan digitalizarse tan fácilmente.

Qué puede ofrecer Ontruck

Las multinacionales transitarias tienen un papel esencial para facilitar y estimular el comercio internacional. Se especializan en un ámbito muy concreto, cuentan con una amplia red de oficinas y agentes repartidos por todo el mundo y disponen de activos como almacenes. De modo que pueden aprovechar todos estos recursos para ofrecer los mejores servicios posibles a sus clientes.

A pesar de la importancia que puedan tener los transitarios, esto no significa necesariamente que hayan incorporado las tecnologías disponibles más avanzadas. Maersk estima que para transportar un solo contenedor es necesario que se produzca una media de 200 interacciones en las que intervengan una treintena de personas, aunque este es solo un ejemplo de las deficiencias que sufren algunos de los procesos más importantes de los transitarios. Según el informe Global Freight Forwarding Market 2017, este sector continúa teniendo un perfil esencialmente «analógico», aunque esto le perjudique. Sin embargo, se prevé un importante proceso de digitalización en un futuro inmediato. Los transitarios que incorporen la digitalización en su actividad, con soluciones como la que brinda Ontruck, serán más competitivos y dejarán atrás a aquellos que no hayan adoptado estos cambios.

Ontruck entiende bien el complejo entramado que representa el comercio internacional. Gracias a ello, trabajamos con algunas de las empresas transitarias más importantes del mundo, como DB Schenker, Kuehne Nagel, CEVA Logistics, XPO Logistics, DACHSER y DHL Supply Chain. Con un ratio de éxito del 99% en todo tipo de vehículos, que pueden ir desde furgonetas hasta camiones articulados, ayudamos a los transitarios con una pequeña parte esencial del complejo servicio que ofrecen, contribuyendo de este modo al éxito de su actividad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *