Cuatro cosas que puedes aprender al conducir un camión

conducir camion

En contra de algunos mitos extendidos sobre la conducción de camiones y sobre la vida de los transportistas de mercancías, manejar un vehículo de grandes proporciones conlleva muchas alegrías y proporciona una experiencia única.

Conducir un camión es una escuela

Conducir un camión es más que un trabajo, se trata de toda una forma de vida que en muchos casos pasa de padres a hijos. Y de la que hay mucho que aprender, como si fuera una escuela. Si alguna vez te has subido a la cabina de un camión habrás notado que hay que familiarizarse con muchas cosas antes de manejarlo con soltura. Nosotros te aseguramos que, además, muchas de esas enseñanzas pueden serte muy útiles para la conducción diaria de un turismo. Estas son las más importantes.

La mejor conducción es la conducción eficiente

El principal coste al que se enfrenta todo transportista es el precio del carburante. Un factor tan determinante a la hora de equilibrar las cuentas entre gastos y beneficios, que los profesionales se convierten en verdaderos ejemplos de eficiencia al volante.

  • No pisar el acelerador al arrancar y hasta que el motor no se caliente (hasta que pasen unos 5 minutos de marcha) no acelerar mucho o de forma rápida.  
  • Hacer el cambio de marcha en la zona de par máximo.
  • Mantener una velocidad lo más constante posible.
  • Aprovechar las inercias del vehículo en las pendientes y frenar lo mínimo posible.
  • En paradas de más de dos minutos apagar el motor tras dejarlo un minuto al ralentí.

Todas estas medidas se complementan con otras dos; anticiparse a las condiciones de tráfico de la ruta y evitar las horas de mayor afluencia de otros vehículos.

La importancia de la distancia de seguridad

La normativa dice que todo aquél vehículo que supere las 3,5 toneladas de Masa máxima autorizada (MMA), así como los conjuntos de vehículos con una longitud superior a 10 metros, deben mantener una separación de al menos 50 metros con el vehículo que le preceda. La distancia de seguridad es un concepto clave para que, en el caso de producirse un frenazo, haya tiempo para evitar un accidente que, de otra forma, sería inminente.

Otros factores que entran en juego en estas situaciones son la velocidad, la adherencia de la vía y el estado de los neumáticos. Los profesionales son conscientes de que es aconsejable mantener una distancia de 0,5 metros por cada kms/hora de velocidad. Por ejemplo, si circulamos a 110 km/h, la separación deberá ser de 55 metros. Esto permite no solo evitar accidentes, sino también facilitar incorporaciones y la toma de salidas.

Anticiparse para maniobrar mejor

Conducir desde una cabina que se encuentra a 2 metros del suelo obliga a cambiar la perspectiva a la hora de realizar cualquier maniobra. Pero sí, además, la longitud supera los 16 metros, como en los vehículos articulados, y el peso alcanza las 40 toneladas, como en los camiones de cuatro ejes, la operativa cobra nuevas dimensiones.

Los profesionales saben que anticiparse al frenado, el giro o cualquier otra maniobra es indispensable, una lección muy valiosa para los conductores de turismos. Los transportistas están acostumbrados a manejar un gran radio de giro exterior (nunca superior a los 12,50 metros). Con la sola ayuda de los retrovisores y, en algunos casos, de asistentes electrónicos, un conductor experimentado aprende a mover con soltura cabina y remolque incluso en las peores circunstancias.

Descansa y conducirás mucho mejor

Conducir un turismo con sueño, cansancio o una mala predisposición (por estrés, preocupaciones, etc.) es siempre una mala idea. Pero ponerse en esas condiciones al volante de un vehículo de gran peso y dimensiones puede tener consecuencias catastróficas. Todos los profesionales de la conducción coinciden en que el descanso es clave para hacer bien su trabajo y los mejores dan la importancia que se merece a la autoevaluación de su estado físico y mental antes de ponerse detrás del volante. No solo se trata de cumplir con la normativa de descanso (como máximo se pueden conducir 9 horas al día y 56 a la semana) sino de que ese reposo debe ser real.

 

2 opiniones en “Cuatro cosas que puedes aprender al conducir un camión”

  1. Buen artículo.

    Añadiría que hay que verificar que se tienen los avances de ahorro necesarios para optimizar los gastos. A este respecto, es fundamental saber si el camión puede haber sido una de los afectados por el fraude “Cártel de Camiones”. Ya que se puede reclamar hasta 40.000€ por camión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *